domingo, 13 de noviembre de 2016

Ganar a última hora

En muchas ocasiones, después de una victoria agónica en los últimos instantes de un partido, se disparan las emociones, la euforia y la satisfacción plena penetra en nosotros como lo hace el aire al recorrer nuestro organismo después de una fuerte inspiración. Lo cierto es que muchas veces, esa situación, la de ganar cuando ya no hay tiempo ni margen de mejora, se asocia a situaciones límite, donde la heroica se supone como la única forma de alcanzar el objetivo.


Todo esto viene a colación de la última victoria de nuestro Racing en Boiro. ¡Con qué buen sabor de boca nos fuimos a disfrutar la tarde! Y es cierto. Nos fuimos contentos y con la sensación generalizada de que, tras una serie de partidos donde el nivel global del equipo había descendido, la intensidad y la superioridad trabajada en el campo se impusieron al final.

Y la verdad es que con el partido de ayer, ya son tres las ocasiones en las que el equipo marca en los momentos finales, in extremis. Sin duda, la gente que no conozca el estilo del Racing o no haya visto el desarrollo de la actual temporada, pueda asociar este hecho a la suerte. Sin embargo, y siempre desde mi punto de vista, no lo veo así. Cierto que podemos meter en una coctelera una pizca de suerte, acompañada de una parte de heroismo. Pero esta mezcla estaría incompleta. En esta ocasión, faltaría bastante de intensidad, lucha, actitud y superioridad técnica del equipo. Es decir, el Racing no consigue solventar los partidos a última hora sólo por un factor tan aleatorio como la suerte.


Esta es precisamente mi reflexión de hoy. Muchas ocasiones, vemos a un gran club como al Real Madrid ganar en los momentos finales y achacarlo al hecho de que el equipo merengue se caracteriza por el empuje final que hace en partidos apretados. Con el Racing, sucede lo mismo. Los equipos contrarios ven a nuestro equipo como al Real Madrid de la categoría, como a un club grande e histórico, por lo que encerrarse y dificultar al máximo los partidos son la nota característica de todos ellos. Es en esos momentos, donde se imponen la calidad técnica de los jugadores racinguistas y la superioridad técnica de los mismos, junto al empuje e intensidad, encerrando a los rivales en su área y creando multitud de ocasiones que, muchas veces se acaban materializando. Por todo ello, no es casualidad que se ganara ayer, al Valladolid B o al Tudelano de esta manera, o se embotellara a la Cultural Leonesa (donde faltó el gol, con permiso de los postes), o se resolvieran otros partidos como contra el Burgos o el Amorebieta en esta fase final de los encuentros. Hay más mérito de lo que nos creemos. 

jueves, 27 de octubre de 2016

Frode Grodas

Frode Grodas es un ex portero noruego, nacido el 24 de octubre de 1968. Su trayectoria inicial se desarrolla en su país, Noruega, donde comienza a jugar al fútbol de una manera seria en el Sogndal. Poco después, llega al Lillestrom donde comienza a jugar en la temporada 1987/88, permaneciendo en el club hasta la temporada 1995/96. En este equipo se convirtió en santo y seña, además de verdadero ídolo de la afición, jugando cerca de 200 partidos.

A partir de entonces, comienza un largo periplo por diferentes equipos europeos. En la temporada 1996/97 llega al Chelsea, posteriormente, ficha por otro equipo inglés, el Tottenham, para, después, llegar a Alemania para incorporarse al Shalke 04. Sin disputar demasiados partidos en ninguno es estos clubes, llega a Santander en la temporada 1998/99.


Al Racing desembarca a raíz de una grave lesión que sufre el gran capitán y portero indiscutible del cuadro cántabro durante los años 90, José Ceballos. El club, por aquel entonces se encontró con el grave problema de la lesión de su guardameta titular y de su falta de confianza en su suplente, Fernando Marcos. A ello se unió la preocupante situación en la tabla clasificatoria, con una encarnizada pelea con la salvación. Por aquella época, el gran Nando Yosu había sustituido a Gustavo Benítez en el banquillo santanderino. Todo ello, provocó la llegada de Grodas a Santander. El noruego llegó avalado por su internacionalidad con su país, pero en el Racing, tampoco dispuso de demasiados partidos. Apenas disputó seis partidos,  debutando un 25 de abril de 1999, en un partido que el Racing perdería contra la Real Sociedad en el estadio de Anoeta. Discurría la jornada 31. Las siguientes cinco jornadas, el club cántabro afianzó la permanencia, encadenando esos partidos sin conocer la derrota. Desde su llegada, se caracterizó por su simpatía y carácter en el campo.

Grodas en la Actualidad

Tras su estancia en Santander, Grodas, regresó a Alemania para unirse nuevamente al Shalke 04, equipo que seguía manteniendo sus derechos. Tras no disponer de minutos, el jugador noruego regresó a su país, retirándose en el año 2007 en el club que le dio a conocer, el Lillestrom.


Grodas fue internacional con su país, disputando medio centenar de partidos y participando en los mundiales de 1994 y 1998. En la actualidad, es el entrenador de porteros del combinado nórdico.

viernes, 21 de octubre de 2016

Hoy recordamos a: SERGIO SÁNCHEZ

Sergio Sánchez Ortega es un futbolista nació en Mataró, provincia de Barcelona, un 3 de abril de 1986. Su posición en el campo es la de defensa, bien en la zona central o bien en el lateral derecho. Como jugador, uno de sus equipos fue el Racing de Santander, en la temporada 2007/08, quizás la temporada más brillante de los últimos 70 años, que culminó con la sexta posición de la liga. Todo, bajo las órdenes de Marcelino García Toral en el banquillo.


Por lo que respecta a su trayectoria, se inicia en las categoría inferiores del Real Club Deportivo Español, debutando en el primer equipo en la temporada 2004/05, con apenas 18 años, en un partido en el que el cuadro periquito derrotó por tres goles a uno al Real Zaragoza.

En el Español permaneció durante tres temporadas, en las que apenas dispuso de minutos. Su prometedor futuro hizo que el cuerpo técnico catalán le diera salida para poder ir adquiriendo experiencia y partidos. Para ello, en la temporada 2006/07, es cedido al Real Madrid Castilla que por aquel entonces jugaba en segunda división. Allí adquirió peso en el equipo, llegando a jugar 20 partidos.

Al año siguiente, el Racing de Santander se fijó en él para que se integrara en su plantilla. El Español, le cede al conjunto santanderino. En Santander jugó 21 partidos. Normalmente, ocupaba el lateral derecho. Se caracterizó por su potencia y su buena colocación. Aún así, fue una temporada en la que el Racing funcionó muy bien, lo que provocaba una competencia muy grande entre sus jugadores. Sin duda, fue un jugador importante en las rotaciones de Marcelino para que el equipo llegara en buenas condiciones al final de temporada. Su debut con el conjunto cántabro se produjo un 19 de septiembre de 2007, en la tercera jornada de liga, en un partido que enfrentó al Racing y al Levante y que terminó con la victoria santanderina por un gol a cero. En sus 21 partidos con el cuadro cántabro, anotó un gol, en un partido de copa del Rey ante al Málaga que finalizó con la victoria del Racing por dos goles a cero.

Partidos jugados con el Racing por Sergio Sáncez. Fuente: http://www.bdfutbol.com/

Tras finalizar su cesión en el Racing, regresó a su club de origen, el Español, donde se asienta definitivamente en el once titular, realizando una buena temporada. Este hecho, favorece su traspaso al Sevilla, por aquel entonces un equipo que comenzaba a destacar en las competiciones españolas. Sin duda, era un paso adelante en su carrera. Sin embargo, esta carrera sufrió un fuerte revés cuando se le detecta una enfermedad cardiaca que le obliga a dejar momentáneamente el fútbol para someterse a un tratamiento para esa dolencia. Tras operarse con éxito, regreso al fútbol, pero el Sevilla traspasó al jugador al Málaga.


En el equipo de la Costa del Sol, Sergio Sánchez permaneció durante cuatro temporadas, las comprendidas entre los años 2011 al 2015, donde se asentó definitivamente como jugador de primera división.

La temporada pasada perteneció a la plantilla del Panathinaikos de Grecia. Actualmente, milita en el Rubin Kazan ruso, donde está jugando como titular.


Ha sido internacional en categorías inferiores con la selección española.

martes, 18 de octubre de 2016

La ilusión debe continuar

El gran inicio de temporada de nuestro Racing está sobrepasando todo tipo de expectativas. Después de la campaña anterior, todos esperábamos una mejoría, pero está claro que no esperábamos esta superioridad. Es cierto que estamos en el mes de octubre y que apenas ha transcurrido un tercio de la competición, pero la ilusión de la afición racinguista es muy grande. Precisamente, sobre esta cuestión quiero hacer hincapié en esta reflexión.

Si el equipo mantiene esta racha, al final de temporada no habrá perdido ningún partido. Lógicamente, sabemos que es una situación realmente difícil que se produzca. La primera derrota llegará y quizás llegue contra un equipo que no nos esperemos. Independientemente de todo esto, el equipo muestra un estilo de juego muy sólido. Las cosas pueden salir bien o mal, pero el equipo no se descompone y mantiene su estructura. Es capaz de buscar resultados en los tramos finales de los partidos, a base de empuje, garra y capacidad de trabajo y, siempre, sin descomponerse. Y es precisamente este hecho, lo que nos provoca esta ilusión.

Foto: www.realracingclub.es

Está muy bien vivir en el presente, es lo mejor. Pero, también, hay que ser previsores. En un futuro no muy lejano, el Racing se enfrenta a dos posibles rivales por alcanzar el primer puesto: Ponferradina y Cultural Leonesa, sin despreciar la eliminatoria de Copa frente al Athletic (empresa muy complicada, en mi opinión, pero igualmente ilusionante). Está claro que el engranaje del equipo funciona muy bien en estos inicios de temporada. En el horizonte, está el objetivo final de la temporada que es el ascenso a la Liga 123. Muchas veces los inicios de temporada sólo marcan tendencias y rachas. Lo importante se juega a partir de enero. Es a partir de entonces, cuando el equipo debe mantener las formas, el estilo y el nivel de forma de los jugadores. No estoy diciendo que todo se va a derrumbar y que a partir de enero el equipo se va a caer. Al contrario, confío plenamente en la dirección técnica de Ángel Viadero y en su capacidad para gestionar estados de ánimo y de forma.

Foto: www.realracingclub.es

La ilusión no se debe perder y la gran afición racinguista debe hacer partícipe a los jugadores de ello, apoyándolos hasta el final. Creo que este grupo está compuesto por muchos jugadores con experiencia en categorías superiores, lo que puede hacer la gestión de la temporada mucho más eficiente.

En conclusión, la buena trayectoria del equipo se puede ver interrumpida en cualquier momento. Es ley de vida. Sin embargo, la ilusión no debe decaer. El equipo es solvente y competitivo y lo que realmente importa es llegar bien al tramo final de liga. Como decía Luis Aragonés, en los últimos 10 partidos de liga es donde realmente se resuelven los campeonatos. Confiemos en ello.

lunes, 17 de octubre de 2016

Resumen del partido Racing-Tudelano (2-1)

Resumen del partido celebrado en El Sardinero entre el Racing y el Tudelano que finalizó con victoria del equipo santanderino por dos goles a uno.

video

domingo, 2 de octubre de 2016

Resumen del partido Racing- Valladolid B (2-1)

Resumen de la victoria del Racing ante el Valladolid B por dos goles a uno.

video

Pleno de victorias en casa

El Racing continúa confirmando su excelente inicio de campaña. Sin florituras ni juego bonito pero con una consistencia y una fiabilidad que está favoreciendo que el equipo saque adelante los partidos sin necesidad de jugar bien. El partido de ayer ante el filial del Valladolid es una muestra de ello.
El conjunto cántabro fue superior a los pucelanos, en líneas generales, disponiendo de las más claras ocasiones de gol durante el partido. En la parte negativa, me quedo con esas fases del partido en las que el equipo se atasca y le cuesta mucho penetrar y generar ocasiones. Desde mi punto de vista, es lo que menos me gusta del Racing de Viadero.


Es cierto que estamos a principio de temporada, que quedan muchos partidos y que el propio entrenador se queja también de ese problema. Cuando seamos capaces de resolver esas situaciones, el equipo será muy difícil de batir y mucho más sólido, y con la capacidad canalizar las jugadas hacia los delanteros. Ayer pudimos ver como los centrocampistas cántabros no encontraban la salida necesaria a los pases para ofrecer a los delanteros situaciones de gol. De ahí que Caye Quintana o Aquino estuvieran muy espesos en la primera mitad.


No cabe duda que la seguridad defensiva está siendo una de las claves de este buen inicio de temporada. Mikel Santamaría y Samuel Llorca aportan mucha experiencia en la línea central así como muy buena colocación y anticipación ante los rivales. El único pero del partido de ayer fue el gol encajado, en una buena jugada de los jóvenes jugadores pucelanos y resuelta de forma magistral por el delantero.

Destacando el orden y seguridad defensivo, conviene también señalar la reacción del equipo en el último tramo de partido donde se dio un paso al frente y la presión ejercida provocó el repliegue del rival en su área. Con el paso de los minutos se intuía que los goles podían llegar y llegaron. Tener a jugadores de la categoría y calidad de Dani Aquino, la capacidad de trabajo de César Díaz o la velocidad de Óscar Fernández, otorgan al Racing un plus en su parte delantera que, sin duda, dará muchos puntos al club cántabro.


Queda mucha liga por delante y el bache o bajón del equipo llegará en algún momento de la temporada y puede que la Copa ejerza un efecto de gaseosa que deshinche al equipo en los próximos partidos, ya contra rivales muy serios como la Cultural Leonesa o la Ponferradina, donde se va a ver el verdadero nivel de nuestro equipo. De momento, tenemos que disfrutar de los buenos resultados. Son ya seis las victorias consecutivas entre liga y copa y el equipo deja sensaciones muy buenas.